La retornada, Donatella Di Pietrantonio (Duomo)

La casualidad ha hecho que dos libros de temática similar hayan pasado por mis manos (y por mis ojos) en un breve plazo de tiempo. Primero fue Una educación, el fenómeno editorial de Tara Westover, y ahora acabo de terminar La retornada, libro que, aunque con sensibles diferencias, comparte muchas cosas con el primero.


La retornada es el relato en primera persona de una niña preadolescente que es devuelta a su casa, con su familia biológica, después de años (tantos como vida) en otro hogar, el de un familiar lejano que se encargó de ella desde que nació. La vida comienza para ella en una casa con extraños, pero padre, madre y hermanos en definitiva, con los que tiene que definir una relación hasta entonces inexistente.

La razón del suceso, inverosímil a primera vista, está oculta en el relato (oculta para la narradora y protagonista y por consiguiente para nosotros). Solo el transcurso de las páginas empieza a arrojar luz sobre el motivo que ha llevado a la familia de la protagonista a “devolverla”. He de decir que bajo mi punto de vista esta verosimilitud no se recupera en ningún momento. Se trata de una historia en cierto modo forzada, pero si uno la asume y no la cuestiona está llena de matices y de elementos de reflexión muy interesantes.

La retornada es en cierto modo una novela de iniciación, una zona cero para una chica que se tiene que plantear comenzar una vida nueva que supone renacer en cierto modo. Este tortuoso camino en forma poliédrica tiene varias caras, todas de una complejidad brutal: la sentimental (el abandono de lo que creías propio y el rechazo por parte del nuevo entorno), la socioeconómica (del bienestar de una familia acomodada a la semipobreza de la nueva) o la propiamente vital (el aprendizaje de otras formas de vida, otras dificultades).

Si bien la experiencia de La retornada es un ejemplo de superación ejemplar en sí misma (en clara analogía con la mencionada Una educación), esa superación tiene dos contrapuntos que la enfatizan: se trata Vicenzo y Adriana, dos de los nuevos hermanos de la protagonista, los más cercanos, cuyo destino marcado deja en ella una huella especial. Son, sin duda, los personajes secundarios que llenan la historia de verdad.


La superación en un ambiente hostil sin apenas ayuda es otro de los factores comunes de La retornada con Una educación. La importancia de la educación para entender el mundo, para superar sus dificultades y para crecer en la vida es una idea que prevalece sobre las demás en las dos historias.

Muy recomendable lectura, fácil, accesible y a la vez profundas, en una nueva demostración por parte de la editorial Duomo para permitirnos acceder a literaturas de primera calidad más allá de las editoriales nacionales al uso (la influencia italiana de Duomo va más allá de su accionariado). Os animo a que La retornada forme parte de vuestros libros para regalar esta navidad. Os aseguro de que acertaréis.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Nuestros rincones literarios

¡No te pierdas ninguna entrada! SUSCRIBETE

Popular Posts