Historias reales, Sophie Calle (La fábrica)

Me entusiasman las propuestas artísticas difíciles de categorizar, únicas, transversales, difícilmente imitables. En esta categoría de artistas (parece paradójico que hable de una categoría en la que agrupar a inclasificables precisamente), que buscan múltiples medios de expresión para dar forma a sus propuestas, he encontrado a Sophie Calle y su singular obra Historias Reales, que ha publicado recientemente La Fábrica.

Portada de Historias Reales

Sophie Calle, artista multidisciplinar, escritora, directora, fotógrafa, o artista conceptual sin más (tal y como se la define en su biografía wikipédica), firma una obra única, personal y cautivadora, en la que descubrimos a la artista y al ser humano en una propuesta indivisible. En forma de dípticos, encontramos fotografías junto a un texto, reflexión, trazo escrito de una experiencia, una vivencia personal, un fracaso, una idea peregrina que la artista captura para la obra. Se trata de un desnudo artístico en el que Calle nos muestra su vida en foros y en palabras, reintentando el género autobiografíco.
Las imágenes y e texto adquieren en Historias Reales la forma de lo indivisible
Resulta especialmente conmovedor el capítulo llamada Un marido, en el que resume su matrimonio en diez fotografías, en diez textos turbadores y llenos de verdad.

El tramo final del libro resulta especialmente emotivo, con su padre y su madre, por separado, como protagonistas.

Resolución para el nuevo año: no mentir, no morder
Sophie Calle nos abruma con imágenes no explícitas, cargadas de poesía, partes de su vida troncales algunas, otras anecdóticas, demostrándonos que una vida no tiene sentido excluyendo alguno de estos dos tipos de experiencias. Ambas, las trascendentales y las aparentemente banales, forman parte de nuestra huella en el mundo.

Sophie Calle
He quedado fascinado con esta obra. La edición de La Fábrica es una maravilla, en pequeño formato, el libro se nos presenta como un cuaderno Moleskine con decenas de tesoros por descubrir. No os la perdáis, no os vais a arrepentir.

0 comentarios:

Publicar un comentario

 

Nuestros rincones literarios

¡No te pierdas ninguna entrada! SUSCRIBETE

Popular Posts